top of page
Buscar

Consejo: ¡Autoliberación miofascial para tus antebrazos!

El antebrazo es un área crítica para mantener saludable y completamente funcional para los discapacitados visuales. Desde operar un bastón de movilidad hasta poder manipular completamente los objetos que toca, es importante que los músculos de su antebrazo estén preparados. Sin embargo, debido al uso excesivo de patrones de movimiento, como usar un bastón para moverse o hacer más movimientos en supinación (palmas hacia arriba) que en pronación (palmas hacia abajo), el antebrazo puede tener adherencias y músculos demasiado tensos. Para combatir esto, la autoliberación miofascial es una alternativa muy barata y fácil a la terapia manual. Si bien no será tan preciso como acudir a un terapeuta con licencia, sin duda puede ayudar a abrir las cosas.


Para realizar parte de esta terapia manual muy básica, simplemente aplique presión al músculo y muévase paralelo a la forma en que corren las fibras. Intenta usar tus nudillos primero. Tome sus nudillos y colóquelos en la parte más carnosa de su otro antebrazo, justo debajo del codo. Aplique presión y luego deslice los nudillos hacia su muñeca unos centímetros. Reinicie y repita, trabajando todo el antebrazo. También puedes intentar hacer rodar el antebrazo con una pelota de lacrosse o, si eres un poco raro como yo, usa un tubo de metal de diámetro pequeño.


¡Abre esos antebrazos mientras te relajas y amplías tu capacidad para interactuar tácticamente con el mundo!


evan


Commentaires


bottom of page